Foro Social de Campo de Criptana
¡Por una democracia más participativa!

Portada del sitio > Asociaciones > Grupo Ecologista Salicor > Notas de prensa > El gobierno local de Santiago Lucas-Torres a punto de conducir a Criptana (...)

Denuncia de Salicor-Ecologistas en Acción

El gobierno local de Santiago Lucas-Torres a punto de conducir a Criptana al caos urbanístico y ambiental

Sábado 10 de octubre de 2009, por Administradora de la web

La incapacidad del gobierno local para sacar adelante en Pleno la Ordenanza de Árboles Singulares el pasado verano, mientras que, a la vez, demostraba una eficacia contundente en convertir la zona de antiguo huerto monacal del callejón del Convento en un aparcamiento, arrasando cipreses y moreras ha sido la gota que ha colmado el vaso de la paciencia del colectivo ecologista local. Éste ha responsabilizado de forma directa o subsidiaria al alcalde y su equipo de toda una serie de actuaciones nefastas ante las cuales es imposible callarse o mirar hacia otro lado, que van a tener una repercusión enorme e irreversible para el pueblo y el patrimonio cultural y ambiental que vamos a dejar a nuestros hijos y que dicho colectivo considera necesario poner al descubierto:

- La demolición de las murallas medievales de Villajos.
- La destrucción definitiva, pese a nuestras advertencias y las del estudio de CajaMadrid, de la cuenca visual sur, la más importante en el futuro para Criptana. Una ubicación más estudiada del polígono industrial construido junto a la entrada de la población por la carretera de Nieva y de sus instalaciones hubiera evitado todo ello.
- La degradación inconcebible de la cuenca visual oeste por la negación del ayuntamiento a aceptar las medidas de protección visual que en su día propusimos con motivo de la construcción de la ampliación del polígono industrial Pozohondo.
- La autorización del PAU El Albardial, con el que se inicia la demolición de la hasta ahora ejemplar estructura urbana de Criptana y se pone la primera piedra del caos y la apuesta por una ciudad dispersa y antiecológica de tipo americano frente a la compacta mediterránea. De ello, a la vez, alguien obtiene pingües beneficios.
- El arrasamiento de cientos de hectáreas de paisaje tradicional en la zona del camino de la Mota, hasta 2003 declarada en gran parte como Protegida de Interés Paisajístico, y ahora convertida en un polígono industrial “duro” lleno de canteras, ampliaciones de canteras, naves y plantas de hormigón. Todo con el beneplácito del ayuntamiento e iniciado, en muchas ocasiones a base de ilegalidades.
- Por ese motivo, la pérdida de valor del mirador del Cerro de la Virgen, siempre considerado clave como recurso turístico de Criptana y de la Ruta del Quijote, lo que, además contrasta con la continua puesta en valor de otros miradores comarcales, como el cerro de los molinos de Alcázar.
- La más desastrosa gestión de residuos de construcción llevada a cabo nunca en nuestro pueblo: vertedero de San Isidro, cobro de tasas en el vertedero por residuos de construcción domésticos (lo que es una auténtica singularidad regional), continuo vertido ilegal de escombros en la antigua cantera de Horcisa y su entorno, proliferación de escombreras ilegales, deposición incontrolada de residuos esparcidos por todos los rincones del término, intención de la alcaldía (esperemos que fallida) de ubicar un macrovertedero en nuestro término municipal… De todo ello hemos hecho las correspondientes denuncias y a nada se nos ha atendido, incluyendo la propuesta de Pacto Local de RCDs presentada en diciembre de 2007.
- Inhibición en la intención de vallar el entorno tradicional de la Hidalga y actuación ante el cierre de caminos públicos sólo de forma forzada a instancias de nuestras denuncias.
- Incapacidad o falta de ganas para gestionar la adquisición de la Huerta de Treviño. La incapacidad se vuelve negligencia si se tiene en cuenta la buena disposición que en todo momento tuvo la CHG a contribuir económicamente. Era una actuación urgente para, entre otras cosas, salvar del derrumbe el palomar y la casa. El derrumbe, ahora, es inminente y el ayuntamiento ni se inmuta.
- Lamentable remodelación de la zona del pozohondo que, contra nuestras peticiones, acabó con un desaprovechamiento irracional de espacios y con la merma de la zona verde en beneficio de los aparcamientos.
- Incumplimiento de la ley en la construcción ilegal de El Pico y carteles publicitarios de la carretera del Cristo. A pesar de nuestras denuncias y escritos, nada. A ello, además, habría que añadir la proliferación de construcciones y naves en zonas de especial interés paisajístico.
- Rechazo de nuestras propuestas y alegaciones con respecto al Plan Especial de Protección de la Sierra de los Molinos presentadas el pasado mes de abril.
- Total desinterés para gestionar la protección de la Charca de la Virgen, a pesar de nuestras múltiples peticiones, entre las que se encontraban la solicitud de retirada de las tinajas.
- Desidia en la actualización del conjunto de ordenanzas de medio ambiente, a pesar de que la alcaldía tiene conocimiento de nuestras propuestas en este sentido desde hace dos años.
- Insensibilidad constante como norma de actuación generalizada ante el arbolado urbano: eliminación de dos olmos en la plazoleta del Cristo para poner contenedores y un monumento, arranque de tarays y nísperos en el Pozohondo para poner una estatua de Sara Montiel, arranque de centenares de chopos y arbustos en las carreteras de Pedro Muñoz y Alcázar y en la Avda. Sara Montiel…
- Inhibición ante el salvaje arrasamiento de la zona del Coto Pando: encinas, almendros y lindazos con su fauna y flora devastados por retroexcavadoras hasta dejar centenares de hectáreas reducidas a la más árida planicie.
- Inhibición ante la destrucción de encinas centenarias que desde años viene sucediendo en las propiedades de MOVIALSA en la carretera de Arenales (como en la Finca la Dehesa), empresa a la que, sin embargo, el ayuntamiento pone a disposición caminos para enterramiento de tuberías y alguna que otra página de la revista de información municipal para hacer apología de su sensibilidad medioambiental.
- Nulo incumplimiento de la mayoría de las propuestas medioambientales con las que ese equipo de gobierno se comprometió con los electores en los últimos comicios locales, algunas de tan vital importancia como la creación del Observatorio de la Calidad del Agua Potable, la creación de la Red de Espacios Protegidos de Interés Local, el desarrollo de Planes de formación medioambiental para niños y jóvenes o la creación del Consejo Asesor Medioambiental.

Para Salicor, nunca en la historia reciente de Campo de Criptana ningún Gobierno Local hizo tanto y tan rápido por la destrucción de sus paisajes y su patrimonio ambiental, para desesperación de quienes, sensibilizados con la sostenibilidad, siempre han intentado adelantarse a los acontecimientos y en todo momento han estado dispuestos a aportar su granito de arena por lograr un pueblo cada vez más ecológico y sostenible y con un fuerte carácter propio y ahora ven un núcleo urbano cada vez más mediocre y sin carácter y un entorno que se degrada a pasos agigantados en todos los sentidos.